Green Film Fest. Fotogramas con conciencia

Por tercer año consecutivo la ciudad de Buenos Aires celebra el Green Film Fest. Un festival internacional de cine que busca, y lo va logrando, crear conciencia y activismo por un Planeta sustentable a través del cine.

Una propuesta creativa, generadora y creciente donde no solo se pretende mostrar lo que pasa si no involucrar al ciudadano a través de las herramientas que sugieren las películas que se proyectan. Estimular a los jóvenes realizadores a producir contenidos con esta temática es otro de los logros de este festival cinematográfico que rompe con muchos esquemas y demuestra que la cultura en general y el cine en particular son una alternativa para la acción. Green Tara producciones culturales es la responsable del festival. Astrid Hoffmann, coordinadora del Green Film Fest 2012 ha charlado con nosotros para contarnos la génesis, las propuestas y los resultados de un festival que se viste de verde del 16 al 22 de agosto en Buenos Aires.

 

1.- Un festival de cine con temática ambiental. ¿Quién y cómo pensó el proyecto?

La que tuvo la iniciativa fue Alejandra Cordes que es la directora del festival. Y fue en 2010. Lo que ella decía entonces es que esta era una temática que sí estaba en la agenda pero que todavía no estaba lo suficientemente incorporada en la vida cotidiana, en las preocupaciones de la gente. Alejandra propuso aportar desde el campo cultural, que es donde ella trabajaba, una alternativa, una propuesta que fuera entretenida y que a la vez pudiera funcionar como una herramienta para transmitir valores que contribuyan a un planeta más sustentable, y hacerlo sin caer solamente en los programas documentales tradicionales, que son planteamientos que ya existían pero que eran estéticamente menos novedosos.

2.- ¿Por eso el festival incluye películas de ficción, de animación y documentales, como una manifestación de que todos los géneros pueden ser transmisores de estos valores?

Exactamente. Aunque justo este año en la programación tenemos principalmente documentales, pero en ediciones anteriores hemos proyectado películas animadas para chicos y ficción. También existen títulos que mezclan la ficción y documental. Digamos que no son el formato clásico de documental. Además, el año pasado comenzamos algo novedoso, que es un concurso de cortometrajes ambientales. Esta idea surgió porque mucha gente se quejaba en la primera edición de que no había contenidos nacionales, que eran todo películas extranjeras. Era cierto pero Alejandra (la directora) decía que había intentado incluir en esa primera edición películas locales y que se dio cuenta que había poca oferta en esa temática y que las pocas películas que había no tenían la calidad y el nivel de profesionalismo que sí tenían las películas seleccionadas. Ante esta realidad ella consideró que la solución no era asumir que acá se hacen cosas de peor calidad y listo, si no subir la exigencia y decir bueno, propongamos un concurso donde se fomente la producción nacional de contenido audiovisual de esta temática.

 3.- La pregunta entonces es obligada ¿Se hace cine verde en Argentina?

Por un lado, la convocatoria del año pasado (segunda edición del festival) fue muy buena y este año se llenó, o sea que hubo muchas presentaciones. El corto ganador de este año fue anunciado recién el 16 y lo que puedo decir es que es de una calidad impresionante, muy bueno. El corto ganador del año pasado, que está para ver online, se llama Árbol y también está espectacular. La verdad que nos sorprendimos por el nivel de cosas que recibimos, tanto por la complejidad de las ideas y la creatividad que han utilizado como por el despliegue visual. Son cortos muy buenos. La mayoría de los que presentan son gente joven con lo cual no sé si me atrevo a decir que a partir del festival creció esta producción pero sí creo que el concurso está fomentándolo. Además creo que se está generando alrededor del festival mucha alharaca, como mucha gente que a raíz del festival nos manda materiales. Estamos empezando a conocer contenidos que antes no conocíamos porque la gente cada vez se entera antes de la existencia del  festival y quiere participar.

Parece que el festival, gracias al concurso de cortometrajes está fomentado la producción de contenidos ambientales en Argentina

4.- ¿Con lo cuál podríamos decir que sois inspiradores?

Sí, ojalá. Es nuestra voluntad. Nuestra idea.

 5.- ¿Esa también es una manera de generar conciencia?

Sí, totalmente.

6.- Argentina es la anfitriona del Green Film Fest pero si miramos hacia fuera, ¿Podemos enumerar los países con más producciones de contenido ambiental y por tanto con creadores comprometidos?

Mirá, no sé decir quiénes son los que más pero sí te puedo decir  que hay mucha oferta de EEUU. En Estados Unidos hay un activismo muy fuerte. Creo yo, y esto es una opinión personal, porque están enfrentándose a desastres tremendos y saben,  como gran potencia mundial, que tienen bastante responsabilidad. No es que otros países no lo sean pero creo que en EEUU hay mucha conciencia, hay mucha participación cívica y eso se refleja también en la cultura audiovisual que ellos tienen. También hemos tenido mucho material de EEUU porque es una industria muy grande del cine en general. En Latinoamérica también está creciendo un montón. Nosotros cuando hacemos la selección nos impresionamos de la cantidad de propuestas que están apareciendo de América Latina, que por ahí tienen menos posibilidades materiales o son industrias más chicas a nivel audiovisual, y sin embargo está apareciendo cada vez más, incluso también tenemos muchos pedidos de países latinoamericanos para llevar el festival, o sea que creo que es algo que está creciendo mucho también nuestra región.

Latinoamérica está creciendo un montón en producciones de contenido ambiental. Hay muchas propuestas a pesar de tener industrias audiovisuales más chicas

7.- Con la tercera edición a las puertas parece que el mensaje ha calado no solo por las producciones comprometidas en contarlo si no por un público que reclama esta propuesta

Yo creo que sí, que cada vez hay más interés. De hecho, nosotros, desde la primera edición, tenemos un grupo de organizaciones sociales que nos acompañan y si te fijás, desde el comienzo hasta ahora ha crecido enormemente; en la primera había como cerca de 15, el año pasado un poco más y este año tenemos más de 75. Lo cual nos alegra un montón porque demuestra que esta gente entiende que el cine no es solo una buena herramienta para trabajar en ese sentido si no que a la vez estamos ofreciendo al público una alternativa distinta a la participación ciudadana. La gente sale muy movilizada del festival, porque yo siempre digo que nuestras películas no son solamente de denuncia, de toma de conciencia, si no que la mayoría de ellas aportan herramientas para que la gente se involucre en su vida cotidiana. Nos parece importante ofrecer propuestas de ONG’s y fundaciones que trabajan por el reciclado, la recuperación de bosques y otras muchas y está bien que el festival trabaje para fomentar todas esas iniciativas.

75 organizaciones apoyan el Green Film Fest 2012. En la primera edición fueron 15.

8.- Hablas del apoyo de ONG’s y empresas pero ¿tenéis colaboración de los gobiernos?

No tenemos apoyo de los gobiernos a nivel financiero. Pero sí contamos con apoyo institucional que nos ayuda en la difusión. Mejor en bici, que es un programa de movilidad sustentable de la ciudad de Buenos Aires organiza con nosotros una salida en bici el día que se inaugura el festival. Esto nos ayuda un montón a potenciar la convocatoria del festival porque es un portal que convoca mucha gente. La idea es que vaya creciendo cada vez más y que ojalá podamos contar con apoyo no solo de la ciudad si no también de la Nación. Y algo bueno es que la Legislatura porteña acaba de declarar el festival de interés cultural y ambiental y esto ha salido por iniciativa de una legisladora. Esto es algo que no esperábamos y que ha surgido de ellos.

9.- A punto de inaugurar la tercera edición ¿Qué destacarías del Green Film Fest 2012?

Por un lado, el recorrido en bici. Será el día 16 y es más un recorrido simbólico. Se va a convocar a la gente a las seis de la tarde de la Plaza de la Flor de Buenos Aires y de ahí se va en bici al Cinemark Palermo (sede del festival). Vamos a llegar justo antes de la proyección de Fuel, que es una película que habla de energías renovables y  que van a estar para presentarla el director y su mujer, la productora, Josh y Rebeca Tickell. Esa es una de las novedades de este año, que los tenemos como invitados especiales que van a estar para presentar sus películas el jueves y el viernes, así que es una oportunidad para charlar con ellos. Ellos son activistas ambientales. Tienen 3 películas en la programación de este año, FuelThe big fix y Freedom. Del resto de la programación, te diría que una de las destacadas es La sed del mundo, de Yann Arthus-Bertrand, que es un fotógrafo francés. Esta película está muy buena porque habla de la importancia del agua y del acceso a ella. Aporta mucho dato duro, con mucha información y estadísticas pero también cuenta con una imágenes muy impactantes, con muchas tomas aéreas, una fotografía increíble y testimonios de gente que está trabajando en distintas partes del mundo en este tema. Es muy interesante la mezcla de información y los testimonios son tremendos. Después otra que me parece muy interesante es Play again que es un documental que investiga qué consecuencias tiene en los niños de hoy el hecho de que pasen tanto tiempo frente a las pantallas y cómo determina que los chicos pasen menos tiempo al aire libre, en la naturaleza y como influye en su desarrollo. Es muy interesante. También veremos Surviving progress, que está basada en un best-seller titulado Breve historia del progreso, y es interesante porque muestra las concepciones de la gente de lo que significa acceder al progreso. Además de las películas y del concurso de cortos ambientales que ya hemos comentado, pequeñas Ong’s e iniciativas locales en materia ambiental se darán a conocer en breves presentaciones previas a las proyecciones.

Las películas Fuel, The big fix y Freedom serán presentadas por su director y productora, el matrimonio estadounidense Josh y Rebeca Tickell

En ediciones anteriores el Green Film Fest se ha trasladado también a otras ciudades de la República Argentina. La idea sigue siendo moverlo aunque todavía no se pueden confirmar fechas ni destinos. En cualquier caso, desde el próximo jueves 16 y hasta el 22 de agosto el Cinemark Palermo proyectará las 14 películas seleccionadas en esta edición. Además, antes de cada proyección se podrá ver el cortometraje ganador de la segunda edición del Semillero Green Film Fest.

Además,  con tu entrada al Green Film Fest sumás 10m2 de bosque chaqueño para crear el Parque Nacional “La Fidelidad”. Por cada entrada vendida Green Film Fest y Cinemark protegerán, junto a Banco de Bosques, 10m2 de bosque chaqueño, contribuyendo a la creación del Parque Nacional “La Fidelidad”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s